Ayerbe, en la Hoya de Huesca, contiene los elementos de una villa aragonesa de la zona, con el Palacio de Ayerbe, casas señoriales y arquitectura popular. Cuenta con un Centro de Interpretación Santiago Ramón y Cajal.

Ayerbe (Huesca)

Ayerbe (Google earth 2019-06-24)
Ayerbe (Google earth 2019-06-24)

Ayerbe. La Hoya de Huesca. Huesca

Ayerbe. Comarca: La Hoya de Huesca. Provincia: Huesca. Com. Autónoma: Aragón

Coordenadas: 42°16′36″N 0°41′21″O. Altitud: 582 msnm. Población: núcleo 972 habitantes, municipio 1.041 habitantes (2018)

Web: Ayuntamiento

Visita: 2019

Mapa de situación de Ayerbe (Google maps 2019-06-24)
Mapa de situación de Ayerbe (Google maps 2019-06-24)

Ayerbe. La Hoya de Huesca. Huesca

Ayerbe es una villa de la provincia de Huesca perteneciente a la comarca de la Hoya de Huesca, a 582 msnm. 

Fue motivo para una de las salidas desde el Hotel con Encanto Restaurante. El Corral de Concilio.

El territorio

Está emplazada entre las sierras de Loarre, Las Peñas de Riglos y el embalse de la Sotonera, en el cauce del río Gállego.

Como paso de la calzada romana que conducía de Caesaraugusta (Zaragoza) al Summum Portus (Somport) en la frontera con Francia, ha constituido desde siempre el “umbral del Pirineo”.

Es una localidad de 972 habitantes, que junto con los agregados de Fontellas y Losanglis llega a los 1.041 habitantes (2018). Se corresponde con el típico asentamiento aragonés en el Somontano pirenaico.

La línea férrea entre Zaragoza y Canfranc tiene estación en Ayerbe.

Un poco de historia

En el cerro situado al sudoeste del asentamiento actual en el llano, estuvo localizado un castillo musulmán en el límite septentrional de su avance, en una posición que controlaba el camino de paso hacia los Pirineos, al tiempo que se mantenía vigilante sobre el castillo de Loarre, en las montañas del fondo. Por tanto, cabe atribuir al primitivo Ayerbe un origen militar musulmán, sin que existan evidencias de poblamiento anterior en el lugar.

Panoramica desde el castillo de Ayerbe foto Ayuntamiento
Panorámica desde el castillo de Ayerbe (Foto: Ayuntamiento)

En 1083 el castillo es conquistado por Sancho Ramírez dando lugar al núcleo primitivo de la localidad de Ayerbe.

A partir de la época de Alfonso I El Batallador, y de la conquista de Zaragoza (1118), se inicia la construcción de Ayerbe en la localización actual en forma de realengo propiciado por Alfonso I como centro de descanso y avituallamiento de los viajeros, dada su posición intermedia entre los Pirineo y Zaragoza. Fue un lugar de asiento de francos dedicados al comercio, así como diversos institutos religiosos.

La Iglesia parroquial románica que se había construido junto al castillo desde finales del siglo XI, fue relegada a la función de ermita que, muy modificada, constituye la ermita de San Miguel actual.

La bonanza económica de Aragón en el siglo XVI se refleja en Ayerbe con la construcción de diversas residencias señoriales. De esa época proviene la fisonomía actual de Ayerbe.

La edificación más destacada corresponde al palacio que los marqueses de Ayerbe construyeron en el centro de la localidad. Con posterioridad, mandaron construir el convento de los Dominicos.

La llegada del ferrocarril en 1891 abre una época de relanzamiento, especialmente del comercio, y se desarrolla un pequeño núcleo junto a la estación con actividad industrial, especialmente a partir de 1920.

Pero cuando en los años 70 del siglo pasado se cierra la estación internacional de Canfranc, significa un golpe a la economía y el empleo, perdiendo casi la mitad de la población, hasta los poco más de mil habitantes actuales.

Recorrido por Ayerbe

La morfología urbana de Ayerbe se articula sobre un eje norte-sur a los pies de levante del monte San Miguel, por donde atraviesa la carretera.

En la parte sudeste el núcleo se expande, siguiendo la carretera, en dirección a la estación de ferrocarril.

El eje central de la parte norte, a espaldas del palacio de Urrié, forma la plaza Aragón (Plaza Alta) (A), mientras al sur del palacio, hacia la que se orienta su entrada principal, lo forma la plaza Ramón y Cajal (Plaza Baja) (B). En esta plaza se asienta el centro de la vida ayerbense, como lugar de ferias, mercados y celebraciones públicas y populares.

Al final de la plaza, la carretera da un giro de 90o hacia el este para acercarse a la estación del ferrocarril (D). Es en este lateral que se ha asentado primordialmente la actividad industrial.

En cambio, la continuación lineal de la Plaza Ramón y Cajal (E), nos adentra en el núcleo residencial más antiguo de la villa, con numerosas casas señoriales en él.

El recorrido que propongo será de norte a sur, empezando por la Torre de San Pedro.

Torre de la Colegiata de San Pedro

La Torre (1) que se conserva, pertenece a la antigua Colegiata de San Pedro del siglo XII de estilo románico, que fue demolida en el siglo XIX al amenazar ruina.

La torre románica, declarada Monumento Nacional en 1924, consta de tres cuerpos, siendo los dos últimos los cuerpos de campanas.

Ayerbe

El interior de la torre está recorrido por una escalera de piedra. Este último piso se cubre con una bóveda de cañón reforzada con nervaduras cruzadas.

Dos de los frentes de la torre están abiertos con arcos geminados superpuestos apoyados en diferente número de columnillas. Los capiteles son lisos y en el frente oeste los arcos se enmarcan por una moldura de ajedrezado jaqués, al igual que la cornisa sobre la que se apoya el tejado.

Plaza Alta y Plaza Baja

El espacio desocupado a espaldas del Palacio de Urriés se ha urbanizado formando la Plaza Aragón (o Plaza Alta, o Plaza Nueva) (A), en cuyo extremo norte hemos vista la Torre de San Pedro. A ella da la espalda el Palacio.

Por su parte, en el frente del palacio se articula una verdadera plaza en el entramado urbano presidida por el palacio. Aunque el resultado actual da la impresión que el Palacio se haya interpuesto entre las dos plazas en su configuración actual.

La plaza Ramón y Cajal (Plaza Baja) (B), es el centro de la vida ayerbense, donde se han celebrado a lo largo de los siglos ferias y mercados, actos civiles, religiosos y festivos.

Ayerbe
Ayerbe

Palacio de los Marqueses de Ayerbe o de Urriés

Monumento Histórico Artístico desde 1931.

Uno de los mejores ejemplos de arquitectura palacial renacentista en Aragón es el Palacio de los marqueses de Ayerbe o de Urriés (2), de los siglos XV-XVI. Los Urriés fueron los últimos propietarios.

Muros de sillería, puerta de medio punto con grandes dovelas al estilo aragonés. Galería superior de arcos aragoneses y una especia de almenas que quiere darle un aire de castillo, pero solo en la fachada y en el esbozo de torres laterales.

Ayerbe

Actualmente la puerta principal es la entrada a un callejón que atraviesa el palacio y desemboca en la plaza de Aragón.

Ayerbe

Torre del reloj

En el lateral izquierdo de del norte de la plaza, se observa una torre exenta, construida para albergar el reloj del Concejo.

La Torre del Reloj (1798-1799) (3), guarda semejanzas en su estilo arquitectónico con otras torres de iglesias de la zona.

Ayerbe
Ayerbe

Desde la Edad Media los toques de campanas de Ayerbe han sido determinantes para el desarrollo de la vida cotidiana de la Villa: marcaban las horas de los rezos, el ritmo de trabajo, la jornada laboral, el horario de los comercios, los avisos de incendio, etc.

En origen, el reloj era mecánico, accionado por una pesa que pendía de una cadena. En 1960 se sustituyó por uno eléctrico y en 2006 se instaló uno electrónico.

Antiguo Ayuntamiento

Detrás de la Torre del reloj se encuentra el edificio de la antigua sede del Concejo de Ayerbe (4), donde también estuvo situada la sede de Justicia y su Corte.

La Cárcel es el nombre con el que se conoce a este edificio de la Villa de Ayerbe. Fue construido en 1616 para ser la sede del Concejo municipal y cárcel local. Entre 1776 y 1777 fue remodelada. Funcionó como Ayuntamiento hasta finales del siglo XIX y como cárcel hasta mitad del siglo XX. En la actualidad alberga la Notaría y las oficinas de la Sociedad de la Sarda.

Arquitectura civil. Paseo por la zona vieja

Ayerbe cuenta con un magnífico conjunto de arquitectura civil que sigue el modelo establecido en el siglo XVI que se mantiene hasta el siglo XIX. Las formas de esta arquitectura son comunes a todo el Somontano altoaragonés, la zona de Huesca situada a las puertas del Pirineo.

Adentrémonos en la continuación lineal de la Plaza de Santiago Ramón y Cajal (Plaza Baja), por las calles Luis Espada y Rafael Gasset (Calle Nueva) (E), son los espacios urbanos de Ayerbe con los mejores ejemplos de este tipo de arquitectura civil.

Calle de Rafael Gasset
Ayerbe
Calle de Luis Espada

Estos ejemplos son casas solariegas de familias nobiliarias e infanzonas y de propietarios labradores que, aunque no contaban con un título nobiliario disponían de fuertes rentas y patrimonios. Los modelos constructivos, de una elegante simplicidad, se conforman en el siglo XVI, época en la que se construyen los mejores ejemplos. En el siglo XVIII habrá un importante fenómeno de renovación de las mismas con dimensiones, acabados y organización interior que pretendían emular a los palacios de los grandes señores.

Distribución interior en tres niveles. Planta baja, tras cruzar generalmente un arco de medio punto, se abre un espacioso zaguán que da paso a las cuadras y a la bodega. En la primera planta se dispone la sala principal con el hogar en torno a la cual se organizan las alcobas. La última planta estaba destinada a graneros y falsas.

Remates de grandes aleros volados de madera, en algunos casos con espléndidos trabajos de carpintería, o con cornisas de composiciones de ladrillos.

Galería de arcos aragonesa, es decir, de arcos de medio punto, generalmente de ladrillo.

Sobre el arco, en muchos casos, se dispone el escudo de armas de los propietarios.

En la esquina de la calle Rafel Gasset se encuentra la casa Ponz o Palacio de los Luna (5), renacentista aragonés.

Ayerbe Palacio de los Luna

En la esquina de la calle Luis Espada se alza la Casa Normante (6), con su correspondiente escudo de armas, como la gran mayoría.

Ayerbe
Ayerbe

Los ejemplos de casas solariegas y escudos se repiten a lo largo de estas calles, intercaladas con casas de arquitectura popular (E).

Ayerbe
Ayerbe
Ayerbe
Ayerbe
Ayerbe
Ayerbe

Iglesia Parroquial de San Pedro

Al final de la plaza, la calle principal hace una curva de 900 en la calle Joaquín Costa. A media calle se encuentra la Iglesia Parroquial de San Pedro (7).

Se trata del antiguo Convento de Dominicos que los marqueses de Ayerbe, Don Hugo de Urrié y doña Greyda de Lanuza, hicieron construir entre 1543 y 1548, con una portada en piedra y sillería, del siglo XVII.

Ayerbe

Como ya he indicado, ante el peligro de hundimiento de la iglesia románica de San Pedro, a mediados del siglo XIX se convirtió la iglesia del convento en parroquia.

Fábrica de harinas y Electra Ayerbe

Al llegar a la primera curva de la calle Joaquín Costa se encuentra una primitiva edificación industrial correspondiente a la Fábrica de harinas y Electra Ayerbe (8). El edificio está muy transformado al reconvertirlo en apartamentos. Realizado en piedra, ladrillo y forja, ejemplo de patrimonio industrial.

Ayerbe
Ayerbe

Centro de Interpretación Santiago Ramón y Cajal. Oficina de Turismo

Situémonos de nuevo en la calle de Rafel Gasset. En el número 19, una casa simple de un cuerpo, alargada y con cuatro niveles vivió sus años de infancia y juventud el que sería Premio Nobel de Medicina, D. Santiago Ramón y Cajal.

La casa acoge un Centro de Interpretación Santiago Ramón y Cajal (9), dedicado a la vida y obra del premio Nobel, inaugurado en 1999.

Ayerbe Centro Ramon y Cajal

A través del recorrido por las diferentes plantas recorremos también su infancia y juventud, sus investigaciones y descubrimientos científicos, así como los múltiples reconocimientos, homenajes y premios con los que fue galardonado a lo largo de su vida, como el premio Nobel que le fue concedido en el año 1906.

Así mismo, el museo dispone de una pantalla táctil donde se muestran experimentos y la biografía del premio Nobel. Se trata de un módulo interactivo en el que, a través de la pantalla táctil con diferentes juegos, se descubren diversas facetas de Ramón y Cajal.

Nos introduce en su vida fragmentos de sus memorias escritos en las paredes.

La entrada al edificio acoge la Oficina de Turismo.

Ayerbe Centro Ramon y Cajal
Ayerbe Centro Ramon y Cajal
Ayerbe Centro Ramon y Cajal
Ayerbe Centro Ramon y Cajal
Ayerbe Centro Ramon y Cajal
Ayerbe Centro Ramon y Cajal
Ayerbe Centro Ramon y Cajal
Ayerbe Centro Ramon y Cajal

Castillo y ermita de San Miguel

Sobre el cerro de San Miguel, a los pies del cual se extiende la población, se erigía un importante castillo musulmán oponente del cristiano de Loarre en la pugna por el control de la Sotonera, con cabecera en Bolea. En 1083 Sancho Ramírez tomó el castillo y lo rehizo.

El cerro es compartido por los restos del castillo, y su iglesia, y la ermita de San Miguel que es lo que se conserva de la primitiva iglesia parroquial de finales del siglo XI y principios de XII

A los restos del castillo de origen musulmán se los denomina “os muros”.

Cito este punto, aunque no lo visité.

Fin de la visita

La visita me ha permitido reconocer una típica villa aragonesa de la Hoya de Huesca, en los límites históricos del dominio musulmán en las tierras de Aragón.

El emplazamiento en el llano, en la vía entre Zaragoza y los Pirineos como lugar de parada, marcará su historia y su morfología al servicio del comercio y del transporte.

Por sus calles podremos constatar la combinación entre nobleza, riqueza y base popular de sus edificaciones.

Fue el lugar donde se formó el carácter juvenil de Santiago Remón y Cajal.

Bases de información

Google academic

Antonio Ubieto Arteta. Ayerbe: notas y sugerencias

Manuel Medrano Marqués, María Antonia Díaz Sanz. El topónimo, el castillo y los recintos ganaderos de Ayerbe

Miguel Dolç. Ramón y Cajal en Ayerbe

Share on facebook
Share on twitter
Share on linkedin
Share on pinterest
Share on whatsapp

Deja un comentario

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies ACEPTAR

Aviso de cookies